VIVIR

Ser humano no es fácil, nuestra condición exige que pensemos y, a veces, parece costar demasiado. Desde que aquel remoto antepasado , sentado frente a un fuego que le daba calor y protección, miró a su alrededor o al cielo o al propio fuego y se dijo “y si…”, se desencadenó una tormenta cósmica que nos ha llevado de la rama al espacio.

 

                Sí, pensamos, pero hay quienes parecen pensar mejor, sus nombres suelen aparecer, entre paréntesis, al final  de textos entrecomillados. Son los autores de esas citas que alguien encuentra en un libro y, después de amputarle unas líneas, las hace bandera de cualquier conclusión. Quizás el autor no quería transmitir la idea que el buscacitas nos ha traído; pero casi siempre se trata de lapidarias razones que ilustran mil y un aspectos de nuestra realidad, de modo que las hacemos nuestras y hasta las pinchamos en un lugar visible.

 

                Si alguna de esas citas la asumes como máxima de tu propia conducta aplícate ésta:

 

            “Actúa de tal modo que tus máximas sean tales que puedas aceptar todas sus consecuencias” (Enmanuel Kant).

 

            Pero aplícatelo mirándote al espejo  y

 

            “Exígete mucho a ti mismo y espera poco de los demás, así te ahorrarás disgustos”

(Confucio).

 

                Al fin y al cabo, cada uno somos uno y tenemos ante nosotros el máximo reto posible: conocernos a nosotros mismos, si bien

 

            “El camino más largo es el que nos lleva a nosotros mismos”

 

           

                La propia vida, el ser, existir, constituye posiblemente el primer misterio sobre el cual el ser humano se ha preguntado. La propia esencia de vivir, el espacio de tiempo entre nacer y morir, nos lleva a preguntarnos si no hay nada más. ¿Somos sólo hoy, sin ayer y sin mañana?. ¿Somos un algo más que trasciende a la forma de existencia  que llamamos vida?. O es que

 

            “Nuestra existencia no es más que un cortocircuito de luz entre dos eternidades de oscuridad”

(Vladimir Nabokov).

 

            “La vida es lo poco que nos sobra de la muerte”

(W. Whitman).

 

            Y nos preguntamos

 

            “¿Qué cosa quedará de mí, del tránsito terrenal, de todas las impresiones que tengo en esta vida?”

(Franco Battiato).

 

            Tal vez estas reflexiones tiñan de pesimismo nuestra existencia; pero hay que quitarle hierro al propio pesimismo, al fin y al cabo

 

            “Los pesimistas son aquéllos que piensan que va a ocurrir lo que luego ocurre”

(Chumy Chúmez) y

 

“Un pesimista es un optimista con experiencia”.

 

            Por otra parte, no resulta fácil vivir, luchamos por conseguir lo que queremos y no siempre vencemos

 

            “La vida es aquello que te va sucediendo mientras tú te empeñas en hacer otros planes”.

 

            “La vida  es una especie de juego de azar donde todo el mundo piensa que el de al lado sabe qué está pasando”.

 

            “¡Qué agradable sería nuestra vida si nos la contaran como un cuento, si no tuviéramos que vivirla como una historia!”.

 

            Al hilo de esto último, posiblemente una de las maneras de vivir es soñar. Al fin, soñar es como vivir un cuento, ora real, casi palpable; ora inconexo. Pero ¿cómo saber qué es lo real?…

 

            “Soñé que era una mariposa que vagaba de un lado a otro. Me daba cuenta de que seguía mi fantasía y mis deseos de mariposa e ignoraba y desconocía mi calidad de hombre. De improviso desperté y volví a ser yo. Y ahora no sé si era un hombre que soñaba ser mariposa o soy una mariposa que está soñando ser hombre”

(Chang Tou).

 

                Date a ti mismo un par de minutos tras leer todo esto, piensa y coge sólo la esencia de aquello que creas. Pero recuerda lo que decía Kant sobre tus máximas y que

 

            “Nada tan peligroso como un buen consejo acompañado de un mal ejemplo”

(Madame  de Sablé).

One Response to VIVIR

  1. Pingback: CUMPLEAÑOS DEL BLOG – 8 AÑOS | ¿COGITO, ERGO SUM?

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: